El pantalón definición y apuntes de historia

logo CC1C def gran

El pantalón definición  y apuntes de historia

Etimológicamente “pantalón” es un galicismo, que a su vez es bebe del término italiano “pantalone”. En italiano la palabra “pantalone” proviene de “Pantaleone” que es un personaje de la Commedia dell’ arte.

Pantaleone caracterizaba un veneciano viejo y avaro, que vestía unos calzones largos.

130812

En última instancia podría venir del griego παvτελεήμων (panteleemon), o sea, “el que se compadece de todos”

Los venecianos eran muy devotos de San Pantaleón  de Nicomedia (Izmit, Turquía) que había llegado a ser médico de los emperadores Maximino y Galerio a finales del S. III.

Fue martirizado en el 305 y su veneración se extendió por las iglesias orientales del cristianismo donde gozó de gran predicamento como santo taumaturgo, patrono de la medicina  y la obstetricia y sanador de los tísicos y los bisojos.

130812_02

Los venecianos, que en la Edad Media tuvieron el monopolio mediterráneo del comercio del Levante, introdujeron su culto en la iglesia romana, y repartieron por doquier sus supuestas reliquias, que fueron codiciado objeto de transacciones y obsequios reales: Ampollas con su sangre hay en Estambul, Ravello (Salerno,Campania), Montauro (Catanzaro, Calabria), la ermita de San Pantaleón de Losa (Burgos, Castilla la Vieja) y Madrid (Monasterio de la Encarnación), cada una de las cuales realiza el milagro de la licuefacción en su debido tiempo (la sangre de la ampolla de Madrid se licúa la víspera del día del santo, cada 27 de julio). Su cabeza fue a parar a Lyon, y huesos suyos hay en muchísimos sitios, desde el Mausoleo de los Reyes de Francia en la Basílica de San
Dionisio (Saint Denis) de París, hasta la iglesia de San Pantaleón del barrio de Matadero en Buenos Aires, y no podían faltar en Venecia en la iglesia de San “Pantalon” (así se dice en dialecto veneciano San Pantaleone).

Los venecianos que eran devotos de San Pantaleone, los identificaban por toda Italia como portadores de la vestimenta característica de origen turquesco, el calzón largo que llevaba el personaje de la Commedia dell’ Arte ( que recordemos no es de origen veneciana sino bergamasca) llamado don Pantaleone, caricatura de los venecianos, a los que coloquialmente se les llamaba i pantaloni (los pantalones). Éste fue el motivo de que, cuando, tras la Revolución Francesa, se abandonó el uso del calzón corto (las llamadas “culottes”) a favor del calzón largo, primero les llamaron “sansculottes”, literalmente “sin calzón (corto)”, luego todo el mundo en Europa y América-, a este calzón se le llamara pantalón.

Según una etimología popular viene de piantaleone, o sea pianta-leone (planta de león), recordemos que el león (San Marco) es el símbolo de Venecia, por lo tanto pianta leone quiere decir planta de veneciano.

Actualmente podemos definir el pantalón como: prenda de vestir que se ajusta a la cintura y llega generalmente hasta el pie, cubriendo cada pierna separadamente (a diferencia de las faldas).

Se confecciona con distintos materiales (algodón, mezclilla, poliéster, pana, etc.) tiene tres aberturas; una de ellas se ajusta a la cintura y las otras dos en cada una de las piernas. Los pantalones pueden ser largos, en cuyo caso las bocas de las piernas llegan a la altura de los tobillos o incluso más abajo, o pueden ser cortos en distintas graduaciones, que van desde la pantorrilla  hasta la rodilla o la ingle.

Esta vestimenta es usada tanto por hombres como por mujeres, y suele tener también accesorios tales como bolsillos para guardar elementos personales, cremallera (bragueta en el caso en que la cremallera se  sitúe en la mitad delante), para poder vestir más fácilmente aquellos de materiales menos flexibles, y pasa cintas, para poder sostener aquellos que sean holgados de cintura.

Los precedentes de los pantalones los encontramos ya en los troyanos, los frigios, los habitantes de la Taurida, y en una palabra, todos los bárbaros aparecen en los monumentos griegos con calzones semejantes a nuestros pantalones, pero más largos y más arrugados. Los galos se distinguieron con aquella parte de su vestido llamada por los latinos bracece, lo que hizo llamar a una parte de las galias gallia braccata (bragada)

Los griegos no los llevaban, como vemos por dos pasajes de Teofrasto. Hallamos en Ovidio algunos versos en los que dice expresamente que este adorno o abrigo de los bárbaros era desconocido a los griegos y echa en cara a los habitantes del Ponto, que se vanagloriaban de ser griegos de origen, el haber adoptado los calzones de los persas, sus mortales enemigos. Solamente los atletas llevaban una faja o zona en la cintura para cubrir su desnudez. Se parecía esta a un mandil o delantal cerrado, al campestre de los romanos y al subligaculum, que propiamente era lo mismo.

En los primeros tiempos de Roma no se llevaban calzones, porque la túnica llegaba hasta las rodillas y la toga hasta media pierna. Se suplían éstos cuando se llevaban las armas o se tenía  frío con ciertas vendas, fascice crurales, con las que se envolvían los muslos. Pero más adelante, tras haberse mezclado los galos, los germanos y godos con los romanos, adoptaron estos en general los calzones largos de aquellos.

De un pasaje de Trebelio resulta que los soldados llevaban también un campestre. Los oficiales se representan en diferentes monumentos antiguos con calzones que les llegan hasta la rodilla o un poco más abajo.

Todos los que salían a los teatros de Roma estaban obligados a llevar por decencia unos calzones largos, como se ve por Cicerón y por otros monumentos de la antigüedad. Ordinariamente en los baños públicos se llevaba el campestre o el subligaculum, como se desprende de unos versos de Marcial.

Las Bragas medievales evolucionaron  en las calzas y calzones,  y de éstos nació el pantalón como lo conocemos hoy.

paul long braies a4

Requiere una especial mención el pantalón Yin o más conocido con la grafía inglesa Jeans.

El pantalón vaquero, de mezclilla, tejano, yin, pitusa,[] mahones, jeans o blue jean, adaptado al español como bluyín, son un tipo de pantalón hecho con un tejido de algodón bastante resistente llamado mezclilla o denim. Originalmente esta era una prenda de trabajo, pero a partir de la década de 1950 se empezaron a imponer como prenda juvenil.

Actualmente, los términos blue jean o jeans son anglicismos aceptados por las Academias de la Lengua Española, siempre y cuando se escriban con la grafía adaptada “bluyín” o “yin” o “yines”]

El primer antecedente de las prendas vaqueras apareceen Génova (Italia) en el siglo XII, el fustaneum (‘fustán’ o fustán genovés; conocido como gene en Francia (de Gênes, Génova en francés), de donde derivó en Inglaterra a jene y jean), por ser originario de Al-Fustat (Egipto), en el tiempo en que ésta era una república independiente y una potencia naval. Se trataba de un tejido resistente de algodón. Los primeros vaqueros, como los conocemos hoy, se hicieron para la armada genovesa, porque necesitaban un pantalón de todo-uso para sus marineros que pudiera llevarse tanto seco como mojado, y cuyas perneras se pudieran remangar fácilmente para no entorpecer las piernas al limpiar la cubierta ni para nadar. Estos pantalones se podían lavar arrastrándolos en grandes redes bajo el barco y el agua marina los dejaba blancos. Poco después los genoveses se encargaron de teñir la tela en un característico color azul índigo procedente de la India. El primer denim era orginario de Nîmes (Francia) y de ahí el nombre (de Nîmes se pronuncia como denim).

Los pantalones vaqueros se desarrollaron en Estados Unidos alrededor de 1872. Levi Strauss era por entonces un comerciante que vivía en San Francisco, pensó en utilizar las lonas que se utilizaban en la fabricación de tiendas de campaña para hacer ropas de trabajo a los mineros, ropas que resistieran la vida a la intemperie y el peso en los bolsillos del mineral encontrado, eran todos del color marrón usado para las tiendas y sin bolsillos traseros.

Uno de los clientes de Levi Strauss, un sastre que le compraba rollos de tela llamado Jacob Davis, cansado de comprar tela para remendar los pantalones rotos, pensó en reforzarlos con remaches de cobre en algunos puntos de especial tensión, tales como los extremos de los bolsillos o la base de la bragueta. Como Jacobs no tenía dinero para patentar la idea, le propuso a Levi hacer negocios juntos. Levi aceptó y el 20 de mayo de 1873 recibieron la patente #139,121 de la Oficina de patentes y marcas estadounidenses y nació el vaquero tal y como lo conocemos.

En su origen, los pantalones vaqueros, por su resistencia, los usaban los trabajadores manuales, sobre todo en trabajos pesados como los mineros, o agricultores de principios del siglo XX. En los Estados Unidos en la década de los 50, los adolescentes y jóvenes empezaron a ponerse vaqueros como forma sutil de protesta contra el conformismo. El hecho se consideró una provocación; por ejemplo en algunos cines no se permitía entrar al que llevase vaqueros. En la década de los 60, los vaqueros ganaron aceptación y para la década de los 70 se habían convertido en un artículo corriente en los EE.UU., al menos para vestir informalmente. Su aceptación ha seguido creciendo hasta el punto en que ahora forma parte del fondo de armario, y en promedio cada estadounidense posee 7 pares.

Este post sigue en “El puñal del pantalón” y “La horquilla del pantalón

130812_04

2 Comentarios

  1. Que maravillosa informacion a cerca del principio del pntalon,su historia y finalidad
    muchisimas gracias .Dona Luz E. Rivera hizo una tremenda investigacion para aportarla a nosotros que me imagino le tomo tiempo. Felicitaciones y nuevamente gracias por su generosidad compartida
    Dora Venslavicius USA .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *